ASTRAZENECA, S.A. DE C.V.
 
Super Avenida Lomas Verdes, Núm. 67, 53120, Naucalpan de Juárez, Edo. de México
Tel: 5374-9600 - Lada sin costo: 01-800-751-4600
Fax: 5344-6305



ATACAND 

Tabletas

CANDESARTÁN


FORMA FARMACÉUTICA Y FORMULACIÓN

Cada tableta contiene:

Candesartán cilexetilo......................... 8 mg

Excipiente, c.b.p. una tableta.

Candesartán cilexetilo....................... 16 mg

Excipiente, c.b.p. una tableta.


INDICACIONES TERAPÉUTICAS

ATACAND® está indicado en la hipertensión arterial de cualquier grado; en monoterapia o en combinación con otros fármacos antihipertensivos, como diuréticos y calcioantagonistas.

ATACAND® está indicado en el tratamiento de insuficiencia cardiaca.


FARMACOCINÉTICA Y FARMACODINAMIA

Farmacocinética:

Absorción y distribución: Después de la administración oral, candesartán cilexetilo se convierte en el fármaco activo, candesartán. La biodisponibilidad absoluta promedio de candesartán es aproximadamente del 40% después de administrar candesartán cilexetilo en solución oral. La biodisponibilidad relativa varia poco, siendo aproximadamente de 34% cuando se administra en tabletas comparando con la solución oral. La concentración sérica máxima (Cmáx) se alcanza 3-4 horas después de la ingestión de la tableta. Las concentraciones séricas de candesartán aumentan linealmente con el incremento de las dosis en el rango de dosis terapéutica. No se han observado diferencias relacionadas al sexo, en la farmacocinética de candesartán. El área bajo la curva (ABC) en función del tiempo de la concentración en suero de candesartán no se afecta significativamente por los alimentos. Candesartán se une en alta proporción a las proteínas plasmáticas (más de 99%). El volumen aparente de distribución de cande­sartán es 0.1 l/kg.

Metabolismo y eliminación: Candesartán se elimina en forma inalterada, principalmente por vía urinaria, biliar y sólo en menor grado, se elimina por metabolismo hepático (CYP2C9). Estudios de interacción no indican efecto sobre CYP2C9 y CYP3A4. Con base a datos in vitro, no se espera que pueda ocurrir ­interacción in vivo de los fármacos cuyo metabolismo es mediado por el citocromo P-450 y las isoenzimas CYP1A2, CYP2A6, CYP2C9, CYP2C19, CYP2D6, CYP2E1 o CYP3A4. La vida media terminal de candesartán es aproximadamente de nueve horas. No hay acumulación después de administrar dosis múltiples.

La depuración plasmática total de cande­sartán es aproximadamente 0.37 ml/min/kg, con una depuración renal de aproximadamente 0.19 ml/min/kg. La eliminación renal de candesartán se lleva a cabo por filtración glomerular y secreción tubular activa. Después de una dosis oral de candesartán cilexetilo marcado con C14, aproximadamente el 26% de la dosis es excretado en la orina como candesartán y el 7% como un metabolito inactivo, mientras que aproximadamente el 56% de la dosis es recuperada en la materia fecal como candesartán y 10% como metabolito inactivo.

Farmacocinética en poblaciones especiales: En personas de edad avanzada (mayores de 65 años) la Cmáx y el ABC de candesartán aumentan aproximadamente en 50 y 80%, respectivamente, en comparación con sujetos jóvenes. Sin embargo, la respuesta de la presión arterial y la incidencia de eventos adversos, son similares después de una dosis administrada de ATACAND® en pacientes jóvenes y de edad avanzada. En pacientes con insuficiencia renal leve a moderada, en comparación con los pacientes con funcionamiento ­renal normal, se observó un incremento en la Cmáx de 50% y en el ABC de 70% durante la dosificación repetida, pero la vida media (t½) de candesartán no fue ­alterada.

Los cambios correspondientes a los pacientes con insufi­ciencia renal severa se incrementaron aproximadamente en Cmáx de 50% y ABC de 110%. La vida media terminal de candesartán fue aproximadamente el doble en pacientes con insuficiencia renal severa. La farmacocinética en pacientes sometidos a hemodiálisis fue similar a los pacientes con insuficiencia renal severa (véase Dosis y vía de administración).

En pacientes con ligero a moderado daño en la función hepática, existió un incremento en el ABC de candesartán en aproximadamente un 20% y en un 80% en pacientes con daño en la función hepática de moderado a severo. No hay experiencia en pacientes con insuficiencia hepática severa y colestasis (véase Dosis y vía de administración).

Farmacodinamia: La angiotensina II es la hormona vasoactiva primaria del sistema renina-angiotensina-aldosterona y juega un papel importante en la fisiopatología de la hipertensión, insuficiencia cardiaca y otros trastornos cardiovasculares.

También tiene un papel importante en la patogénesis de hipertrofia y daño de órganos blanco. Los ­principales efectos fisiológicos de la angiotensina II, como vasoconstricción, ­estimulación de aldosterona, regulación de la homeóstasis de agua y sal así como ­estimula­ción del crecimiento celular, son mediados por la vía del receptor tipo 1 (AT1).

ATACAND® es un profármaco apropiado para uso oral. Se convierte rápidamente en el fármaco activo, candesartán, por hidrólisis del éster durante la absorción en el tracto gastrointestinal.

Candesartán es un antagonista de los receptores de angiotensina II, selectivo para receptores AT1 con fuerte afinidad y lenta disociación del receptor. No posee actividad agonista.

Candesartán no inhibe a la ECA, la cual convierte la angiotensina I en angiotensina II y degrada la bradicinina. Debido a que no existe ningún efecto de degradación de bradicinina, es poco probable que los antagonistas de los receptores de angiotensina II estén asociados con tos; esto ha sido confirmado en estudios clínicos controlados donde se compara ATACAND® con inhibidores de la ECA. Candesartán no se une ni bloquea otros receptores hormonales o canales de iones conocidos que sean importantes en la regulación cardiovascular. El antagonismo de los receptores de la angiotensina II (AT1) produce un incremento en la ­actividad de la renina plasmática, angiotensina I y angiotensina II relacionado con la dosis, y una disminución de la concentración plasmática de la aldosterona.

En hipertensión, ATACAND® produce una reducción dosis-dependiente, de larga duración en la presión arterial.?La acción antihipertensiva se debe a la disminución de la resistencia periférica sistémica, mientras que la frecuencia cardiaca, el volumen sistólico y el gasto cardiaco no son afectados. No hay indicaciones de hipotensión grave o exagerada con la primera dosis o efecto de rebote después de la suspensión del tratamiento.

Después de la administración de una sola dosis, el inicio del efecto antihipertensivo se presenta generalmente en el lapso de dos horas. Con el tratamiento continuo, la máxima reducción de la presión arterial con cualquier dosis, generalmente se alcanza en cuatro semanas y se sostiene durante el tratamiento a largo plazo. ATACAND® una sola vez al día, proporciona reducción efectiva y suave de la presión arterial, durante el intervalo de dosificación de 24 horas, con una relación valle-pico que confirma la dosificación de una vez al día.

ATACAND® puede usarse como monoterapia o en combinación con otros fármacos antihipertensivos como diuréticos tiazídicos y calcioantagonistas, para reforzar su eficacia.

ATACAND® es efectivo sin importar edad y/o sexo. Reduce la presión sanguínea independientemente de la raza, aunque el efecto es algo menor en pacientes negros (generalmente la población con renina baja). Esto es generalmente cierto en medicamentos que bloquean el sistema renina-angiotensina-aldosterona. ATACAND® incrementa el flujo sanguíneo renal y mantiene o incrementa la velocidad de filtración glomerular, en tanto se reduce la resistencia vascular renal y la fracción de filtración. También reduce la eliminación de albúmina en orina en pacientes con diabetes mellitus tipo II, hipertensión y oligoalbuminuria. En pacientes hipertensos con diabetes mellitus tipo II, el tratamiento con candesartán cilexetilo en dosis de 8 a 16 mg por 12 semanas, no presentó efectos adversos sobre la glucosa sanguínea o sobre el perfil de lípidos.

En el estudio SCOPE (Estudio Cognoscitivo y de Pronóstico en Ancianos), se evaluaron los efectos del tratamiento antihipertensivo basado en candesartán cilexetilo sobre la morbilidad y mortalidad cardiovascular, función cognoscitiva y calidad de vida, en 4,937 pacientes ancianos (de 70 a 89 años) con hipertensión (PAS de 160 a 179 mmHg y/o PAD de 90 a 99 mmHg). La tabla muestra los resultados del estudio para el punto final primario (eventos cardiovasculares mayores) y sus componentes. Ambos tratamientos disminuyeron eficazmente la presión sanguínea sistólica y diastólica y en general fueron bien tolerados. La función cognoscitiva y la calidad de vida se mantuvieron en ambos brazos del tratamiento.

Núm. de pacientes con un primer evento
Candesartán cilexetilo*Control*Riesgo relativoValor-p
(n=2477)(n=2460)(IC 95%)
Eventos CV mayores2422680.89 (0.75-1.06)0.19
Mortalidad CV1451520.95 (0.75-1.19)0.63
Enfermedad vascular cerebral no fatal68930.72 (0.53-0.99)0.04
Infarto del miocardio no fatal54471.14 (0.77-1.68)0.52

* Cualquier tratamiento antihipertensivo previo fue estandarizado a hidroclorotiazida 12.5 mg una vez al día antes de la aleatorización. Se adicionó otro tratamiento antihipertensivo al medicamento de estudio doble ciego (candesartán cilexetilo 8–16 mg o al placebo correspondiente una vez al día) si la PAS permanecía ³ 160 mmHg y/o PAD ³ 90 mmHg. El tratamiento de adición se dio al 49 y 66% de los pacientes en los grupos de candesartán cilexetilo y control respectivamente.

Insuficiencia cardiaca: En pacientes con ­insuficiencia cardiaca crónica (ICC) y función sistólica ventricular izquierda deprimida (fracción de expulsión ventricu­lar izquierda, FEVI £ 40%), ATACAND® disminuye la resistencia vascular sistémica y la presión capilar pulmonar en cuña, incrementa la actividad de renina plasmática así como la concentración de angiotensina II y disminuye los niveles de aldosterona.

El tratamiento con ATACAND® reduce la mortalidad y hospitalización debida a ICC y mejora los síntomas como se demostró en el programa de candesartán en insuficiencia cardiaca-evaluación de la reducción en mortalidad y morbilidad (CHARM). Este estudio internacional, controlado con placebo, doble-ciego en pacientes con ICC en clase funcional II a IV de la NYHA consistió de tres estudios por separado: CHARM-Alternativo (n = 2,028) en pacientes con FEVI £ 40% no tratados con un inhibidor de ECA debido a su intolerancia, CHARM-Añadido (n = 2,548) en pacientes con FEVI £ 40%, tratados con un inhibidor de ECA y CHARM-Preservado (n = 3,023) en pacientes con FEVI > 40%. Pacientes en terapia basal fueron aleatorizados a placebo o ATACAND® (dosificados desde 4-8 mg diariamente hasta 32 mg una vez al día o a la dosis más alta tolerada, dosis media de 24 mg) y seguidos por una mediana de 37.7 meses.

El punto final compuesto de todas las causas de mortalidad cardiovascular o primera hospitalización por ICC se redujo significativamente con ATACAND® comparado con placebo en el estudio CHARM-Alternativo (proporción de riesgo HR 0.77, IC 95% 0.67-0.89, p < 0.001) y en CHARM-Añadido (HR 0.85, IC 95% 0.75-0.96, p = 0.011). Esto corresponde a una reducción relativa de riesgo de 23 y 15% respectivamente. También se logró una reducción aunque estadísticamente no significativa, en CHARM-Preservado (HR 0.89, IC 95%, 0.77-1.03, p = 0.118).

El punto final compuesto de todas las causas de mortalidad o primera hospitalización por ICC, también se redujo significativamente con ATACAND® en CHARM-Alternativo (HR 0.80, IC 95% 0.78-0.98, p = 0.021) y CHARM-Añadido (HR 0.87, IC 95% 0.78-0.98 p = 0.021) y una tendencia similar fue observada en CHARM-Preservado (HR 0.92, IC 95% 0.80-1.05, p = 0.221).

Los componentes, tanto de la mortalidad como de la morbilidad (hospitalización por ICC) de estos puntos finales compuestos contribuyen a los efectos favorables de ATACAND® en CHARM-Alternativo y CHARM-Añadido. Los efectos favorables indicados en CHARM- Preservado, se debieron a la reducción de hospitalización por ICC.

Todas las causas de mortalidad fueron también evaluadas en poblaciones mezcladas, CHARM-Alternativo y CHARM-Añadido (HR 0.88, IC 95% 0.83-1.00, p = 0.055). El tratamiento con ATACAND® resultó en ­mejora de la clase funcional NYHA en CHARM-Alternativo y CHARM-Añadido (p = 0.008 y p = 0.020 respectivamente).

Los efectos benéficos de ATACAND® en la mortalidad cardiovascular y en la hospitalización por ICC fueron consistentes independientemente de la edad, género y tratamiento concomitante. ATACAND® también fue efectivo en pacientes que toman al mismo tiempo beta-bloqueadores e inhibidores de ECA y el beneficio fue obtenido si estaban o no tomando inhibidores de ECA en la dosis recomendada por las guías del tratamiento.

 


CONTRAINDICACIONES

Hipersensibilidad a cualquiera de los componentes de ATACAND®. Durante el embarazo y en mujeres en periodo de lactancia.


PRECAUCIONES GENERALES

Hipotensión: Puede presentarse hipotensión durante el tratamiento con ATACAND® en pacientes con insuficiencia cardiaca. Como se describe para otros agentes que actúan sobre el sistema renina-angiotensina-aldosterona, también puede presentarse hipotensión en pacientes hipertensos con disminución del volumen intravascular. Debe tenerse precaución cuando se inicia la terapia e intentar corregir la hipovolemia.

Estenosis de la arteria renal: Otros fármacos que afectan el sistema renina-angiotensina-aldosterona; por ejemplo, los inhibidores de la enzima convertidora de angiotensina (ECA), pueden aumentar la urea en sangre y la creatinina sérica en pacientes con estenosis bilateral
de la arteria renal o estenosis de la arteria de un solo riñón. Un efecto similar puede anticiparse con los antagonistas de los receptores de angiotensina II.

Insuficiencia renal: Como con otros agentes que inhiben el sistema renina-angiotensina-aldosterona, los cambios en la función renal pueden ser anticipados en pacientes tratados con ATACAND®

Cuando ATACAND® es utilizado en pacientes con insuficiencia renal severa, se debe considerar monitorear periódicamente los niveles séricos de potasio y creatinina. Existe experiencia muy limitada en pacientes con insuficiencia renal severa o terminal (depuración renal
< 15
?ml/min/1.73 m2 de superficie corporal).

La evaluación del paciente con insuficiencia renal deberá incluir la valoración periódica de la función renal. Durante el ajuste de la dosis de ATACAND® se recomienda monitorear creatinina sérica y potasio.

Trasplante de riñón: No hay experiencia con relación a la administración de ATACAND® en pacientes con trasplante renal reciente.

Insuficiencia hepática: Existe sólo experiencia limita­da en pacientes con insuficiencia hepática y/o ­colestasis.

Estenosis aórtica y mitral (cardiomiopatía hipertrófica obstructiva): Como con otros vasodilatadores, se debe tener especial precaución en los pacientes con estenosis valvular aórtica o mitral hemodinámicamente relevante, o cardiomiopatía hipertrófica obstructiva.

Hipercaliemia: Basado en la experiencia con el uso de otros medicamentos que afectan el sistema renina-angiotensina-aldosterona, el uso concomitante de ATACAND® con diuréticos ahorradores de potasio, suplementos de potasio, sustitutos de sal conteniendo potasio y otros medicamentos que pueden incrementar los nive­les de potasio (por ejemplo, heparina) puede producir incrementos en el potasio sérico de pacientes hipertensos. En pacientes con insuficiencia cardiaca tratados con ATACAND®, se puede presentar hipercaliemia. Se recomienda monitorear periódicamente el potasio sérico, especialmente cuando se administran simultáneamente inhibidores de ECA y diuréticos moderadores de potasio como espironolactona.

Anestesia y cirugía: Puede presentarse hipotensión durante la anestesia y la cirugía en pacientes tratados con antagonistas de angiotensina II debido al bloqueo del sistema renina-angiotensina. Muy pocas veces la hipotensión puede ser severa de tal manera que se puede justificar el uso de líquidos intravenosos y/o sustancias vasopresoras.

General: En pacientes en los que el tono vascular y la función renal dependen predominantemente de la actividad del sistema renina-angiotensina-aldosterona (pacientes con insuficiencia cardiaca congestiva o enfermedad renal subyacente, incluyendo estenosis de la arteria renal), el tratamiento con otros medicamentos que afectan este sistema, ha sido asociado con hipotensión aguda, azoemia, oliguria o raramente insuficiencia renal aguda. Aunque la posibilidad de efectos similares no puede ser excluida con los antagonistas de los receptores de angiotensina II, estos efectos no han sido reportados con ATACAND®.

Como con otros agentes antihipertensivos, la disminución excesiva de la presión sanguínea en pacientes con cardiopatía isquémica o enfermedad cerebrovascular isquémica puede resultar en un infarto del miocardio o en infarto cerebral.

Efectos en la habilidad para conducir u operar maquinaria: No hay estudios del efecto de ATACAND® en la habilidad para conducir, pero basados en sus propiedades farmacodinámicas, es poco probable que ATACAND® afecte dicha habilidad. Cuando se manejen vehículos u opere maquinaria, se debe tener en cuenta que se puede presentar mareo o fatiga durante el tratamiento de la hipertensión.


RESTRICCIONES DE USO DURANTE EL EMBARAZO Y LA LACTANCIA

Embarazo: Los fármacos que actúan directamente sobre el sistema renina-angiotensina, cuando se usan durante el segundo y tercer trimestre del embarazo, pueden causar daño y muerte del feto y/o neonato.

Estudios en animales con candesartán cilexetilo han demostrado daños tardíos fetales y en neonatos en los riñones. Se cree que el mecanismo es farmacológicamente mediado a través de los efectos sobre el sistema renina-angiotensina-aldosterona.

En humanos, la perfusión renal fetal, dependiente del desarrollo del sistema renina-angiotensina-­aldosterona comienza en el segundo trimestre.

Por tanto, si se admi­nistra ATACAND® durante el segundo o tercer trimestre del embarazo se incrementa el riesgo al feto. Con base en la información anterior, ATACAND® no debe usarse durante el embarazo. Si el embarazo es detectado durante el tratamiento, ATACAND® debe ser suspendido.

Lactancia: No se sabe si candesartán se excreta en la leche humana; sin embargo, se excreta en la leche de las ratas lactantes.

Debido al potencial de los efectos adversos en el lactante, la alimentación materna debe suspenderse si se considera esencial el uso de ATACAND®.


REACCIONES SECUNDARIAS Y ADVERSAS

Tratamiento de hipertensión: En estudios clínicos controlados los eventos adversos fueron leves y transitorios, así como comparables con los del placebo. La incidencia general de eventos adversos no mostró ninguna asociación con la dosis, la edad o el sexo. Las suspensiones del tratamiento debido a eventos adversos fueron similares con candesartán cilexetilo (3.1%) y con placebo (3.2%).

Tratamiento de insuficiencia cardiaca: El perfil de eventos adversos con ATACAND® en pacientes con insuficiencia cardiaca fue consistente con la farmacología del medicamento y el estado de salud de los pacientes. En el programa CHARM, que compara ATACAND® en dosis hasta de 32 mg (n=3,803) contra placebo (n=3,796), 21.0% del grupo de candesartán cilexetilo y 16.1% del grupo de placebo suspendieron el tratamiento debido a eventos adversos.

Las reacciones adversas comúnmente observadas (> 1/100, < 1/10), fueron:

Trastornos vasculares: Hipotensión.

Trastornos del metabolismo y nutrición: Hipercaliemia.

Trastornos renales y urinarios: Insuficiencia renal.

En la experiencia post-comercialización se han reportado muy raramente (<1/10,000) las siguientes reacciones adversas:

Sistema sanguíneo y linfático: Leucopenia, neutropenia y agranulocitosis.

Metabólicas y nutricionales: Hipercaliemia, hiponatremia.

Hepatobiliares: Elevación de enzimas hepáticas, función hepática anormal o hepatitis.

Piel y tejido subcutáneo: Angioedema, erupción cutánea, urticaria y prurito.

Musculosqueléticos, tejido conectivo y huesos: Dolor de espalda.

Renales y urinarias: Disfunción renal, incluyendo insuficiencia renal en pacientes susceptibles (véase Precauciones generales).


INTERACCIONES MEDICAMENTOSAS Y DE OTRO GÉNERO

No se ha identificado ninguna interacción farmacológica que sea clínicamente significativa. Los compuestos que fueron investigados en estudios de farmacocinética clínica incluyen hidroclorotiazida, warfarina, digoxina, anticonceptivos orales (etinilestradiol, levonorgestrel), glibenclamida, nifedipino y enalapril.

Se ha reportado un incremento en las concentraciones séricas de litio y la consecuente toxicidad durante la administración concomitante de éste con inhibidores de la ECA. Un efecto similar se puede presentar con antagonistas de los receptores de angiotensina II y se recomienda un monitoreo cuidadoso de los niveles séricos de litio durante el uso concomitante con éste.

El efecto antihipertensivo puede ser potenciado por otros antihipertensivos. La biodisponibilidad de candesartán no se afecta por la ingesta de alimentos.


ALTERACIONES EN LOS RESULTADOS DE PRUEBAS DE LABORATORIO

En general no hay influencias clínicas importantes de ATACAND® sobre las variables de rutina de laboratorio. Al igual que con otros inhibidores del sistema renina-angiotensina-aldosterona, se han observado pequeños decrementos en hemoglobina; aumento en creatinina, urea o potasio y disminución en sodio. Incrementos en S-ALAT (S-GPT) fueron reportados como efectos adversos ligeramente más frecuentes con ATACAND® que con placebo (1.3% vs 0.5%). No es necesario ningún monitoreo de rutina de las variables de laboratorio, en pacientes que reciben ATACAND®. Sin embargo, en pacientes con insuficiencia renal severa, el monitoreo periódico de los niveles séricos de potasio y creatinina deben ser considerados.


PRECAUCIONES EN RELACIÓN CON EFECTOS DE CARCINOGÉNESIS, MUTAGÉNESIS, TERATOGÉNESIS Y SOBRE LA FERTILIDAD

En varios estudios de seguridad preclínica realizados en varias especies, se ha observado una exageración de los efectos farmacológicos esperados, debido a la modificación en la homeostasis del sistema renina-angiotensina-aldosterona. La incidencia y severidad de los efectos inducidos estuvieron relacionados con la dosis y el tiempo, demostrando que son reversibles en animales adultos. Se observó fetotoxicidad tardía en el embarazo (véase Restricciones de uso durante el embarazo y la ­lactancia).

No hay evidencias de mutagénesis, clastogénesis o carcinogénesis.


DOSIS Y VÍA DE ADMINISTRACIÓN

La dosis inicial y de mantenimiento recomendada de ATACAND® es de 8 mg una vez al día. El máximo efecto antihipertensivo se obtiene en el lapso de cuatro semanas después de iniciar el tratamiento. En pacientes que inician con 8 mg y que requieren reducción adicional de la presión arterial, se recomienda aumentar la dosis a 16 mg. Una dosis inicial de 16 mg también es bien tolerada.

A los pacientes que con ATACAND® obtengan una reducción de la presión arterial menor a la óptima, se les recomienda la combinación con un diurético tiazídico.

Uso en ancianos: No es necesario el ajuste de la dosis inicial para pacientes de edad avanzada.

Uso en función renal deteriorada: No es necesario el ajuste de la dosis inicial en pacientes con deterioro ligero a moderado de la función renal (depuración de creatinina ³ 30 ml/min/1.73 m2 SC). En pacientes con daño severo de la función renal (depuración de creatinina < 30 ml/min/1.73 m2 SC), la experiencia clínica es limitada y se debe de considerar una dosis inicial de 4 mg.

Uso en función hepática deteriorada: No es necesario el ajuste de la dosis inicial en pacientes con hepatopatía crónica de leve a moderada. No hay experiencia disponible hasta la fecha, en pacientes con daño severo en la función hepática y/o colestasis. Por lo tanto, se debe considerar una dosis inicial de 4 mg en estos pacientes.

Terapia concomitante: ATACAND® puede administrarse con otros agentes antihipertensivos (véase Farmacocinética y farmacodinamia).

Insuficiencia cardiaca: La dosis inicial usualmente recomendada es de 4 mg una vez al día. Se hacen ajustes o incrementos en la dosis hasta 32 mg una vez al día o a la dosis tolerada más alta, titulando la dosis a intervalos de al menos dos semanas (véase Precauciones generales).

Población de pacientes especiales: No es necesario ningún ajuste en la dosis inicial para pacientes de edad avanzada o en pacientes con insuficiencia renal o hepática.

Terapia concomitante: ATACAND® puede ser administrado con otro tratamiento para insuficiencia cardiaca incluyendo inhibidores de la ECA, betabloqueadores, diuréticos y digitálicos o una combinación de estos medicamentos (véase también Farmacocinética y farmacodinamia).

Administración: ATACAND® debe ser administrado una vez al día con o sin alimentos.

Uso en niños: La seguridad y eficacia de ATACAND® no ha sido establecida en los niños.


MANIFESTACIONES Y MANEJO DE LA SOBREDOSIFICACIÓN O INGESTA ACCIDENTAL

Síntomas: Con base en las consideraciones farmacológicas, es probable que la hipotensión y vértigo sean las principales manifestaciones de una sobredosis con ATACAND®. En un caso reportado de sobredosificación (hasta 672 mg de candesartán cilexetilo) la recuperación del paciente no tuvo complicaciones.

Manejo: Si se presenta hipotensión sintomática, se debe establecer un tratamiento sintomático y monito-reo de los signos vitales. El paciente debe ser colocado en posición supina con las piernas elevadas. Si esto no es suficiente, se debe aumentar el volumen plasmático, con solución salina isotónica. Pueden administrarse fármacos simpaticomiméticos si las medidas descritas no son suficientes. Es improbable que candesartán sea eliminado por hemodiálisis.


PRESENTACIONES

Caja con 14 y 28 tabletas de 8 mg y 16 mg.


RECOMENDACIONES SOBRE ALMACENAMIENTO

Consérvese a temperatura ambiente a no más de 25°C y en lugar seco.


LEYENDAS DE PROTECCIÓN

No se use en el embarazo ni en la lactancia.
No se deje al alcance de los niños. Su venta requiere receta médica. Literatura exclusiva para médicos.
 

Hecho en Suecia por:

AstraZeneca AB

Bajo licencia de:

Takeda Pharmaceutical Company Ltd.

Acondicionado y distribuido por:

AstraZeneca, S. A. de C. V.

Reg. Núm. 313M98, SSA IV

LEAR-06330022070232/RM2006