LABORATORIOS GRIN, S.A. DE C.V.
 
Rodríguez Saro Núm. 630, Col. Del Valle, Deleg. Benito Juárez, 03100, Mèxico D.F.
Tels.: 5534-6079 y 5534-4018
Fax: 5272-3608



A GRIN 

Cápsulas

VITAMINA A


FORMA FARMACÉUTICA Y FORMULACIÓN

Cada CÁPSULA de A GRIN contiene:

Retinol (palmitato de vitamina A)
equivalente a    50,000 U.I.
de vitamina A

Excipiente, c.b.p. 1 cápsula.


INDICACIONES TERAPÉUTICAS

A GRIN está indicado en caso de deficiencia de vitamina A, debida a una nutrición inadecuada o a una malabsorción intestinal, que conlleve a xerosis, queratomalacia, xeroftal­mía, nictalopía y pérdida potencial de la visión. A GRIN no debe utilizarse como suplemento alimenticio.


FARMACOCINÉTICA Y FARMACODINAMIA

La vita­mina A es esencial para el funcionamiento normal de la retina, en forma de retinal se combina con la opsina (pigmento rojo de la retina) para formar la rodopsina, necesaria para la adaptación a la visión en la ­oscuridad.

Se absorbe del tracto gastrointestinal sano (duodeno y yeyuno). Su absorción requiere la presencia de las sales biliares, lipasa pancreática, proteínas y grasas.

El exceso no absorbido de vitamina A se excreta en las heces. Normalmente menos del 5.0% de la vitamina A circu­lante se une a las lipoproteínas en la sangre, sin embargo, más del 65.0% cuando el almacenamiento hepático está saturado es debido a una ingesta ­excesiva. La cantidad de vitamina A unida a las lipoproteínas puede incrementarse en la hiperlipoproteinemia. Cuando se libera del hígado, la vitamina A se une a la ­proteína enla­zante del retinol (RBP).

La mayor parte de la vitamina circula en forma de retinol enlazado al RBO. La vitamina A se almacena principalmente en el hígado y pequeñas cantidades en los tejidos del riñón y los pulmones. Su biotransformación ocurre a nivel hepático y su eliminación a nivel fecal/renal.


CONTRAINDICACIONES

Hipervitaminosis A, alcoholismo crónico, cirrosis, daño hepático, hepatitis viral, falla renal.


RESTRICCIONES DE USO DURANTE EL EMBARAZO Y LA LACTANCIA

Se han reportado anormalidades fetales en niños cuyas madres tomaron cantidades excesivas de vitamina A durante el embarazo y se sabe que la vitamina A se distribuye en la leche materna, por lo que no debe ser utilizado en estas condiciones.


REACCIONES SECUNDARIAS Y ADVERSAS

La ingesta de grandes dosis de vitamina A o su uso prolongado pueden ocasionar toxicidad severa e incluso la muerte. Algunos signos de toxicidad, debidos a sobredosis aguda son: sangrado de las encías o excoriaciones en la boca, confusión o excitación, diarrea, vértigo, somnolencia, visión doble, cefalea, irritabilidad severa, vómito, escamación de la piel especialmente en los labios y palmas de las manos; y algunos signos de sobredosis crónica: dolor en huesos y articulaciones, labios resecos o partidos, sequedad de la boca, fiebre, sensación de debilidad o malestar general, dolor de cabeza, sensibilidad de la piel a la luz in­crementada, incremento en la frecuencia urinaria especialmente de noche o en la cantidad de orina, irritabilidad, pérdida del apetito, pérdida de pelo, dolor estomacal, cansancio, manchas amarillo-naranja en las plantas de los pies, palmas de las manos o en la piel alrededor de la nariz o los labios, hepatotoxicidad, papiledema, hipertensión inter­craneal, hipomenorrea, hipertensión porta, hemólisis y anemia, cambios en los huesos y en niños prematuros cierre de la epífisis.

Los síntomas son lentamente reversibles después de la suspensión de la ingesta de vitamina A y puede persistir por varias semanas.


INTERACCIONES MEDICAMENTOSAS Y DE OTRO GÉNERO

El uso concomitante de grandes dosis de vitamina A y suplementos de calcio puede producir hipercaliemia, la colestiramina, el colestipol, los aceites minerales y la neomicina oral, pueden interferir con la absorción de la vitamina A, los contraceptivos orales pueden incrementar la concentración de la vitamina A en plasma, el uso concomitante de vitamina A y tetraciclina, puede ocasionar presión intercraneal benigna; la vitamina E favorece la absorción, utilización y almacenamiento de la vitamina A.


ALTERACIONES EN LOS RESULTADOS DE PRUEBAS DE LABORATORIO

En casos de toxicidad crónica, los niveles de nitrógeno –urea en sangre, calcio en suero, colesterol y triglicérido en suero– pueden aparecer in­cre­mentados y la cuenta de eritrocitos y leucocitos, decre­mentadas por altas dosis.


PRECAUCIONES EN RELACIÓN CON EFECTOS DE CARCINOGÉNESIS, MUTAGÉNESIS, TERATOGÉNESIS Y SOBRE LA FERTILIDAD

No se encuentran reportados.


DOSIS Y VÍA DE ADMINISTRACIÓN

Oral.

Adolescentes y adultos: 100,000 U.I. por tres días, seguidos de 25,000 a 50,000 U.I. diarias durante 14 días. En caso de xeroftalmía 25,000 a 50,000 U.I. durante 10 días.


MANIFESTACIONES Y MANEJO DE LA SOBREDOSIFICACIÓN O INGESTA ACCIDENTAL

La hi­per­vitaminosis A se trata por la suspensión de la vitamina y mediante medidas de soporte.

En caso de mujeres que puedan estar embarazadas, es recomendable hacer una prueba de embarazo en el periodo de la sobredosis y otra después de un ciclo menstrual completo o hasta que la concentración de vitamina A en sangre sea ­normal.


PRESENTACIÓN

Caja de cartón con 40 cápsulas en envase de burbuja pvc/aluminio.


RECOMENDACIONES SOBRE ALMACENAMIENTO

Consérvese a temperatura ambiente a no más de 30°C. Protéjase de la luz.


LEYENDAS DE PROTECCIÓN

Literatura exclusiva para médicos.
No se deje al alcance de los niños.
Su venta requiere receta médica.

LABORATORIOS GRIN, S. A. de C. V.

Reg. Núm. 84668, SSA

HVA-310915/RM2002